top of page

Creem, la revista irreverente del rock de los años 70 y 80, regresa después de 3 décadas


Solo por suscripción anual, sin venta en kioscos y librerías de los Estados Unidos, relanzan una publicación emblemática de la crítica de rock más radical. Allí firmó sus mejores notas Lester Bangs, luego interpretado en la película “Casi famosos” por Philip Seymour Hoffman.
 

Creem, que se autodefinió como “la única revista de rock ‘n’ roll de Estados Unidos” durante dos décadas de existencia, que terminaron en 1989, será revivida en septiembre.


El regreso es una notable historia de persistencia de J.J. Kramer, a quien le fue legada la revista a los 4 años, tras la muerte de su padre, el fundador Barry Kramer. Creem reaparecerá en tiempos muy diferentes, con un plan de marketing que el difunto escritor Lester Bangs o los creadores de la cerveza falsa Boy Howdy difícilmente podrían concebir.


El primer número de esta nueva etapa, que será de publicación trimestral, solo estará disponible para las personas que gasten 79 dólares en una suscripción.


Fundado en Detroit, Creem era la traviesa y ligeramente grosera hermana menor de Rolling Stone. El nombre fue un error ortográfico intencional a partir del nombre del grupo Cream [formado por Eric Clapton, Ginger Baker y Jack Bruce], una de las bandas favoritas del primer editor.


Aunque era más conocida por el sello discográfico de soul Motown, Detroit también fue un semillero de rock and roll, con artistas como MC5, Iggy Pop, Alice Cooper, Mitch Ryder y Bob Seger. Las bandas de hard rock, y luego la embestida del punk, constituyeron la columna vertebral de la revista en su apogeo, durante la década de 1970. En ese contexto, Creem fue una incubadora de talentos, como Dave Marsh, Robert Christgau, Lisa Robinson, Cameron Crowe y Greil Marcus.


Las estrellas de rock no eran puestas en un pedestal en Creem, y algunas críticas hasta podían ser desagradables, además de sexistas y profanas. Bangs fue el más duro, y su enemistad con Lou Reed fue legendaria. Creem se burló de una acartonada campaña publicitaria del whisky escocés de Dewar’s al imaginar a los artistas sosteniendo latas de cerveza decoradas con un logotipo de Boy Howdy ilustrado por el dibujante Robert Crumb.


La antigua y emblemática redacción de la revista "Creem" durante la década de los años 70

En un documental de 2019 sobre la revista, el ex cantante de R.E.M. Michael Stipe recordó haber visto Creem por primera vez en la escuela secundaria y que se dio cuenta de que había encontrado a una perfecta pandilla de inadaptados. “Comprar Creem era un poco como comprar Playboy”, dijo el actor Jeff Daniels en el mismo documental. “No querías que tus padres vieran ninguna de las dos [revistas]”.


La muerte de Kramer en 1981, por una sobredosis, marcó el principio del fin. Su hijo, en edad preescolar, fue nombrado como “presidente de la junta”. La viuda de Barry Kramer, Connie, en calidad de editora y actuando en nombre de su hijo menor de edad, vendió la publicación –que estaba en bancarrota– en 1985. Creem dejó de publicarse cuatro años después.


Con la arrogancia inocente de un niño de 9 años, J.J. Kramer recuerda haberle dicho a su madre que algún día la recuperaría.


“Realmente he pasado la mayor parte de mi vida adulta tratando de llegar a este punto”,

dijo antes de este relanzamiento.

“Es algo que sentía que tenía que hacer. Hay un imán que me atrae a Creem. Es casi como si estuviera predeterminado de una manera en la que no podía luchar contra ello”.

Kramer recuperó el control de Creem, aunque le costó varios años. Ayudó el hecho de que sea un abogado especializado en propiedad intelectual. Ahora es su presidente, nuevamente, y ha elaborado un plan para el relanzamiento, junto con John Martin, ex editor de Vice, quien ahora es director ejecutivo de Creem Entertainment. La idea es convertir a Creem en la pieza central de una empresa de medios que incluya podcasts, productos de merchandising y entretenimiento.

“¿Por qué no hay un Creemfest?”

pregunta Martin.


Sin embargo, ya no es la década de 1970. El rock ‘n’ roll ya no es tan influyente en la cultura como lo era antes; la música popular está dominada por el rap y el pop. La prensa musical es tan difusa como la propia música. Las revistas de rock ‘n’ roll bien hechas que sobreviven en el mercado, como Mojo o Uncut, son de origen británico.


El polémico y sagaz crítico de rock Lester Bangs (1948-1982) fue la firma más brillante que tuvo la primera etapa de "Creem"

Kramer y Martin creen que todavía hay espacio para una publicación que reúna a los fans del rock and roll, desde aquellos a los que le gusta HAIM hasta fans de Metallica.

“El mundo también necesita personas que puedan escribir sobre el género con actitud”,

dice Martin.

“¿Cuándo fue la última vez que te reíste al leer sobre música?”,

pregunta.


Si bien el famoso crítico Lester Bangs [retratado en la película Casi famosos] murió en 1982, hay muchas voces nuevas importantes para la escena actual, algunas trabajando en foros como Substack, dijo el editor.


La combinación de artículos del primer número habla de la amplitud de Creem en esta nueva etapa. Para los nostálgicos, hay un extracto de un libro nunca publicado sobre The Who, una reevaluación de un álbum de rock de 1972 publicado por The Osmonds y una nueva versión de “Stars’ Cars” (“Los coches de las estrellas”) con Slash y sus vehículos. Hay historias sobre artistas más nuevos de variados niveles de popularidad como Mac DeMarco y Amyl and the Sniffers y personalidades del rap y R&B como Lil Aaron y KeiyaA.


Samir Husni, fundador y director de Magazine Media Center, dijo que ya ha pagado una suscripción y está impresionado con el nuevo plan de negocios.

“Mucha gente recuerda a Creem con cariño y siente curiosidad por este reinicio”,

afirma.

“Están buscando clientes que importen, en lugar de contar clientes”,

grafica Husni.


Sin embargo,

“los relanzamientos de revistas tienen más probabilidades de fracasar que de tener éxito”,

sostiene.

“Una marca puede tener valor, pero no si la gente piensa que el tiempo ha pasado”.

Husni cree que Creem podría tener que reconsiderar su decisión de no vender la revista en kioscos o librerías.


Este relanzamiento ha sido agotador física, emocional y mentalmente, cuenta Kramer.

“Hubo varias veces en las que podría haber abandonado, y tal vez debería haberlo hecho”,

revela.


Pero tanto él como Martin están convencidos de que hay un mercado para Creem y que tienen el plan adecuado para alcanzarlo.

“No somos una banda de covers”,

dijo Kramer.

“Estamos sacando adelante una revista que es una marca”,

concluye.

Fuente: AP.

4 visualizaciones0 comentarios

Comments


  • X
  • Instagram
  • Facebook
  • YouTube
bottom of page